Boris Johnson facilita la entrada a Reino Unido de inmigrantes no comunitarios

Boris Johnson firmando el Acuerdo de Retirada para que el Reino Unido abandone la UE. (Foto: Wikimedia)
Boris Johnson firmando el Acuerdo de Retirada para que el Reino Unido abandone la UE. (Foto: Wikimedia)
Johnson ofrece ventajas migratorias como carnada para lograr acuerdos comerciales con países como Australia o la India.

En diciembre de 2021 el primer ministro británico, Boris Johnson, firmó un tratado de libre comercio con su homólogo australiano, Scott Morrison.

En este acuerdo, además de mejorar las condiciones arancelarias y de inversión entre ambas naciones, se ofrecen ventajas migratorias a trabajadores y estudiantes superiores a las que pueden obtener trabajadores y estudiantes de la Unión Europea en Reino Unido.

La ironía de esta situación reside en que una de las banderas del Brexit fue precisamente el temor a la inmigración, que ahora Johnson parece contradecir al ofrecer ventajas migratorias a aquellos países con los que establezca alianzas económicas.

Las ventajas migratorias

El de Australia es el primer gran acuerdo firmado por el Reino Unido desde que se concretó su separación de la Unión Europea, y cuenta entre sus objetivos promover los intercambios comerciales y viajes de negocios, así como brindar facilidades a los ciudadanos de ambos países para trabajar y estudiar.

Los australianos menores de 35 años podrán estudiar y trabajar en Reino Unido hasta tres años sin necesidad de visado, con posibilidad de prorrogar este período con un trámite sencillo.

En contraste, los estudiantes de la Unión Europea ahora necesitan visa para estar en Reino Unido por más de seis meses.

Estas facilidades migratorias, que podrían extenderse a otros países con los que se establezcan acuerdos similares, han sido motivo de roces entre la nueva ministra de Relaciones Exteriores, Mary Elizabeth Truss, y la Secretaria de Estado del Interior, Priti Sushil Patel.

El pragmatismo de la primera y el conservadurismo de la segunda parecen ser una muestra de las diferentes corrientes y disensiones dentro de quienes promovieron el Brexit.

Una puerta de entrada al mercado de Asia y del Pacífico

El acuerdo con Australia además permite al Reino Unido acceder a un mercado mucho mayor, el de la región indo-Pacífico, y facilita los pasos para incorporarse al Acuerdo Transpacífico de Cooperación Económica (CPTPP), que reúne a once naciones en una de las zonas de libre comercio más grandes del mundo (de Australia a México).

Reino Unido también se encuentra en conversaciones con la India, un país que podría convertirse en la tercera economía del mundo en 2050, y que se caracteriza por ser un mercado muy proteccionista.

En años anteriores el gobierno de la India se ha quejado por las estrictas medidas migratorias ejercidas por Reino Unido contra sus ciudadanos, pero esta situación, como la de los australianos, podría cambiar en los próximos meses.

Tanto la ministra de Exteriores como la de Comercio Internacional, Anne-Marie Trevelyan, que viajará a Nueva Delhi en el transcurso de este mes, están de acuerdo en ofrecer a la India ventajas migratorias similares a las acordadas con Australia, si eso conduce a un tratado de libre comercio entre ambas naciones.

Liz Truss, titular de Exteriores y artífice de varios de estos acuerdos internacionales, ha sido comparada con Margaret Thatcher, y es en este momento la favorita en el partido conservador para reemplazar a Boris Johnson.

Comparte esta noticia

COMENTARIOS